sábado, 12 de diciembre de 2015

FUNDACION DEL CLUB DEPARTAMENTAL PUNO - LIMA

Bruno Medina Enríquez | LOS ANDES 11 dic 2012

Este texto fue publicado en esa fecha por el diario Los Andes de Puno, hoy se vuelve a publicar con algunas adiciones necesarias, con ocasión del 56° aniversario del Club.  El 11 de diciembre el Club Departamental Puno, de residentes puneños en Lima, cumple 56 años de su fundación.

 
A fines de la década del 50 del siglo pasado, un grupo de puneños y puneñas optó por fundar una institución que sería en el tiempo, la rectora del puneñismo en Lima, la inquietud de ese grupo logró establecer que los puneños que hacía ya un tiempo estaban residiendo en Lima, por diversos motivos, debían unificar criterios para actuar en forma conjunta y corporativamente, en afán de cultivar las tradiciones que traían de su pueblo, así fundaron el Club Departamental Puno.
Han pasado 56 años de aquella ocasión y lograron su objetivo, el Club Departamental Puno se convirtió en la institución rectora del puneñismo, con muchos éxitos alcanzados, una actividad social y cultural muy reconocida por las diversas instituciones de su género y por otras instituciones que vieron en él por cuarenta años, y a la comunidad puneña que la integraba, como los adalides del puneñismo en Lima. Sus diversos presidentes en su momento, incentivaron una intensa actividad cultural, que los llevó inclusive a integrarse a la Asociación de Clubes Departamentales del Perú, donde obtuvieron un lugar de renombre, sin embargo, no todo fue color de rosa, hace alrededor de 10 años, fueron perdiendo esa iniciativa, hasta perder su reconocimiento legal en Registros Públicos y en la comunidad de clubes departamentales, no por su gusto, sino por quienes no supieron asumir el rol histórico que le cabía a esta digna institución puneña en Lima; sin embargo, antes de cumplir los 53 años, nuevamente se toma la iniciativa de regresar al cultivo del puneñismo y de la cultura puneña; una nueva directiva presidida por el Dr. José Ormachea Frisancho, logra su reconocimiento legal, como consecuencia de asambleas realizadas por sus históricos asociados.
Hoy año 2012, luego de mas de 12 años de no contar con una directiva inscrita en Registros Públicos, de tenerse el local prácticamente secuestrado por egnte que no practicaban el puneñismo, aislando al club de la comunidad puneña en Lima, tanto así, que en nuestro local de presentó el libro de Abimael Guzman, "de punño y letra", y unos meses después se fundó el MOVADEHC, tema muy publiciatado por los medios de comunicación. Finalmente el Club estuvo "administrado" por un grupo pequeño de 4 personas, que lo único que estaban esperando solamente se alcance en su momento, la "prescripción adquisitiva de dominio del local", no sin antes ya habían, desalojado el local de muebles, mesas y mobiliario, no habia nada de eso... el VESTUARIO COMPLETO, de las más de 16 danzas con que contaba el Elenco de Danzas de la Institución, pues solo quedaron algunos palos torcidos de la danzas del "Machu Tusuj", y si se demoran unos días más los socios en recuperar su local, ya no habría el piano,  ni el espejo colonial, ya que cada pieza tenia ya el precio puesto por un anticuario, presto a llevárselo... 
Ahora si pues en este año 2015, frente a esa realidad sufrida por la institución, a tres años de haber recuperado el Club para la membresía puneña, se ha tomado el reto forjar su renacimiento, esperando que el futuro institucional sea más promisorio, a fin de alcanzar los fines y objetivos que desde su primer estatuto se había impuesto.
Un nuevo Estatuto esta vigente, acorde con los nuevos tiempos, los Consejos Directivos ahora se suceden en cordial armonía y elecciones limpias y participativas, nuestro  gran José Ormachea Frisancho, ha transferido sus funciones al Consejo directivo que preside Luis Arenas Lozada, luego de elecciones que no se realizaban en mucho tiempo. El Club ahora ha logrado su ubicación expectante entre la Asociación de Clubes Departamentales del Perú, y su prestigio se ha acrecentado en la comunidad puneña de la Región y de todo el sur del Perú, como en Lima y a nivel nacional e internacional, con  la organización del ultimo "Concurso Nacional de Autores y Compositores de Música Puneña", que le dará mayor presencia a la musicologia puneña, dada la masiva participación de autores y compositores. Éxito alcanzado con el Respaldo del Ministerio de Cultura y diversas entidades publicas y privadas, universidades y autoridades, puneños emprendedores y empresarios exitosos, que prometen seguir apoyando este resurgimiento institucional, al que esta destinado el Club Departamental Puno en la siguiente etapa. Contando con la colaboración adicional de diversas instituciones de residentes puneños en Lima, como la Asociación Cultural Brisas del Titicaca, la Central Folclórica Puno de Ate, la Asociación de residentes Puneños en el Callao, y las diversas instituciones provinciales y distritales fraternas, a las que se han sumado cerca de 15 instituciones juveniles de danzarines que viajan a la Festividad de la Virgen de la Candelaria, con quienes hemos entablado unas excelentes relaciones estratégicas, con el objeto de renovar permanentemente la membresía institucional, promoviendo como es nuestra obligación, el recambio generacional necesario en todas las instituciones como la nuestra. Bienvenidos nuevos asociados, a ustedes les contamos de como surgió el Club.
EL DEPARTAMENTAL PUNO DE SIEMPRE
El recordar en esta ocasión como surgió el Club Departamental Puno, será un motivo más para lograrlo, por eso es bueno recordar la historia del pasado para comprender el presente y alcanzar logros positivos en el futuro.
El grupo del que hablamos y que tomó la iniciativa de reunirse para realizar actividades en nombre de Puno, antes del Club Departamental Puno, fue integrado por distinguidas damas puneñas lideradas por Rosa Solórzano de Pardo del Valle, quienes en una reunión realizada en el Club Jauja, el 26 de octubre de 1955, toman la iniciativa de fundar una institución a la que denominan “Centro Social Puno”, que ella preside, con una directiva integrada además por Elena Oyanguren de Barreda como Vicepresidenta, Graciela Zaa de Gutiérrez como segunda Vicepresidenta, María Luisa Oquendo como Secretaria, Graciela Zaa de Bellina como Prosecretaria, Laura Castro de Oquendo como Tesorera, Delia Landaeta de Gálvez como Pro tesorera y la Sara Valdivia de Zegarra como Vocal. Siendo en realidad la primera institución de residentes puneños en Lima que surgió inicialmente como “Centro Social Puno” para luego legalizarse como “Centro Social Femenino Puno”.
Este grupo de damas realiza entonces, una intensa actividad al servicio de Puno, organizando reuniones de carácter social en domicilios particulares y en algunos clubes departamentales que ya existían, como el Club Arequipa, el Club Jauja, el Club de la Unión, entre otros; actividades que resultaron un éxito económicamente, destinando los remanentes para obras de carácter benéfico a favor de niños desvalidos de la ciudad de Puno.
Estas actividades también permitieron reunir dinero, que les sirvió para lograr su objetivo de contar con un local propio, es así que el 28 de junio de 1959, en un almuerzo en el domicilio de la presidenta Elena Oyanguren de Barreda, deciden con sus esposos, formar la Casa Puno, y el 29 de junio del mismo año logran adquirir el local que hasta hoy se cuenta en el Jr. Cervantes 137, con el aporte de bonos que ellas suscriben. No se habían quedado solas, la exitosa iniciativa de la adquisición del local también fue suscrita por los esposos, que habían formado la “Casa Puno”, siendo su Presidente el señor Humberto Nadal acompañado de una directiva integrada por los señores Carlos Barreda, Juan Oquendo de la Flor, Luis Núñez, Juan Zegarra Villar y Wenceslao Villar Montoya. Es así para la adquisición del local se contó con el aporte de las Damas de Centro Social y los caballeros de la Casa Puno, quienes adquirieron las respectivas acciones en la propiedad del local.
Es necesario recordar a quienes fueron presidentas del Centro Social Femenino Puno, mencionamos a las Esther Pacheco de Nadal, Laura Castro de Oquendo, Olga Flores de Valdez, Clotilde Flores Guerra de Rubina, Graciela Zaa de Gutiérrez, Aurora Ruiz de Macedo, Blanca Paz de Novoa de Guerra, Carmen Leonor Gonzáles Zúñiga y Rosa Bacigalupo de Bedoya, todas ellas con la vehemencia de su entrega al servicio de Puno.
Pasados los meses en una reunión conjunta de las damas integrantes del Centro Social Femenino Puno y los caballeros de la Casa Puno, realizada el 11 de diciembre de 1959, resuelven unánimemente fundar el Club Departamental Puno, eligiendo como su primer presidente al Ing. Carlos A. Barreda, instalándose formalmente como institución en una reunión protocolar el 04 de enero de 1960. El Ing. Barreda ejerce la presidencia hasta el año 1964, para luego ser nuevamente elegido en 1967.
Es así que el local del Jr. Cervantes 137, es compartido por las dos instituciones, el Centro Social Femenino Puno y el Club Departamental Puno, por un largo periodo, realizando una intensa actividad social y cultural.
Posteriormente las acciones de la Casa Puno, fueron vendidas al Club Departamental Puno, como también las acciones del Centro Social Femenino Puno.Es en el año 1987, siendo presidenta del Centro Social Femenino Puno, Rosa Bacigalupo de Bedoya y presidente del Club Departamental Puno, Alberto Paniagua Daniells, que se fusionan ambas instituciones. El Centro Social Femenino Puno se convierte en el Comité de Damas del Club Departamental Puno. Ocasión en que también se da apertura a los socios de provincias.
En el padrón histórico del Club Departamental Puno, legalmente reconocido, al que hemos accedido, figuran las siguientes personas en este orden, Rosa Salinas de Barreda (26-10-55), Yolanda Barreda de Villar (26-10-55), Rosa Bacigalupo de Bedoya (26-10-55), Lola Aguilar de Escarrachi (04-08-57), Clotilde Flores Guerra de Rubina (07-08-57), Olga Flores de Valdez (07-08-57), Mery Chamorro de Arce Franco (18-05-61), Enrique Cuentas Ormachea (04-12-61), Raíl Guerra Pérez (04-12-61), Judith Calderón de Lino (04-12-61), Augusto Valdez Oviedo (04-12-61), Wenceslao Villar Montoya (04-12-61), Juan Zegarra Villar (04-12-61). Sin embargo no debemos dejar de considerar en el recuerdo a las siguientes distinguidas damas, Rosa Solórzano de Pardo del Valle, Sara Valdivia de Zegarra Villar, Aurora Ruiz de Macedo, Graciela Toro de Rivera del Mar, Carmen Leonor González Zúñiga, Graciela Zaa de Bellina, Carlota Sarmiento Rodríguez Celia Salas de Manrique, Carmen Salas de Palacios, Lucila Dianderas de Ávila, Leonor Villar Montoya, Elsa Flores de Calmet, Carmela Ávila de Rodríguez, Dora Quiroga de Valdivia, Carolina Ramos de Ormachea y otras distinguidas damas de los años aurorales.
Aquí es necesario recordar a quienes fueron dirigentes y presidentes del Club Departamental Puno, Carlos A. Barreda, Víctor Arce Franco, Gustavo Guerra, Darío Palacios, Enrique Cuentas Ormachea, Miguel Ángel Valdivia, Oswaldo Paulinich, Alberto Paniagua Daniels, Manuel Edgar Cortez Quiroga, Wilfredo Salas Perea, José OrmacheaFrisancho, Raúl Guerra Pérez y Julio Delgado Aragón, quienes con su sapiencia, voluntad de servicio y empedernido entusiasmo por la cultura puneña, supieron darle cada uno en su momento, el lugar que le corresponde a la institución rectora del puneñismo en Lima, lugar que nunca más debe perderlo.

No hay comentarios: