viernes, 23 de febrero de 2018

COYUNTURA POLÍTICA EN EL PERU


LECTURAS INTERESANTES Nº 810
Remite: gvasquezcuentas@yahoo.es  gvasquezcuentas@outlook.com
LIMA PERU          19 FEBRERO 2018
LA FARSA CONTINÚA
César Hildebrandt
Tomado de “HILDEBRANDT EN SUS TRECE” N° 385, 23FEB18 p.12
¡Ajá! O sea que el fiscal viajero, el que traerá las alforjas noticiosas llenas de novedades cuando regrese del Brasil, tiene prohibido hablar de PPK con Jorge Barata.
Por eso es que PPK pudo decir: “No iré a la Comisión Lava Jato hasta que hable Barata”. ¡Es que Barata no va a hablar de él!
Por eso es que el presidente evanes­cente y taimado que tenemos confía.
Confía en que Barata no lo roce ni con el pétalo de una insinuación.
Al fin y al cabo, de PPK y su séquito depende que Odebrecht vuelva a ganar dinero en el Perú. Hay un decreto sibilinamente pro­rrogado y una decisión política ya anunciada de facilitarles las cosas a Odebrecht y a las empresas que la acompañaron en el festival de adendas a cambio de pagos direc­tos, asesorías, consultorías y demás. Lo han dicho voceros del gobierno y lo ha confirmado, con la avidez de siempre, el señor Carlos Bruce.
Que el coordinador de la Fiscalía de Lavado de Activos confiese en púbico que no tiene preguntas para Barata sobre casos que atañen al se­ñor Kuczynski y que su jurisdicción se limita a los procesos seguidos a Nadine Heredia y su marido y al financiamiento de Fuerza Popular, es toda una confesión de parte.

Carlin en La República 21FEB18: PPK y su socio Sepúlveda

Eso significa que, contra lo que dicen los augures confiados, lo de Barata puede ser una farsa plagada de omisiones y lagunas.
¿Han coordinado PPK y el fiscal de la nación para que el que todavía funge de presidente de la república esté fue­ra de la agenda de los interrogatorios a Barata? No lo sé, pero lo empiezo a sospechar.
¿No hubiera sido imperativo que el doctor Sánchez Velarde obligara a Ra­fael Vela Barba y a Hamilton Castro a coordinar estrategias?
¿Puede una investigación de esta importancia estar sujeta a los celos, envidias y desconfianzas de dos fis­cales que van por la libre cuando el caso Odebrecht es uno solo? ¿Cómo es posible que Vela Barba le diga a “Gestión” que sólo podrá repregun­tar sobre PPK si es que Barata lo menciona espontáneamente?
Aquí hay algo muy raro. Y ahora recién entiendo por qué PPK reapa­rece, envalentonado, a decir que se defenderá como gato panza arriba después de acusar a los comunistas de querer derribarlo.
Pobre PPK An­tes era un deber respetarlo. Aho­ra es un penoso deber tenerlo en cuenta. Ha incu­rrido en suicidio político y el Perú entero sabe que es un negociante insomne, un codi­cioso de cualquier monto, un farsan­te a carta cabal.
No son los comunistas los que quieren que se vaya, señor presidente. Si yo fuera comunista, rogaría para que usted se quedara. Con usted el Perú va directamente a la deriva, al desgobierno, a la acefalía. Marxistamente hablando, leninisticamente urdiendo, usted, señor Kuczynski, es perfecto para armar una situación prerrevolucionaria. Si yo fuera comunista, le suplicaría que nos siguiera hundiendo, saldría en marcha a exigir su permanencia en el cargo.
Pero como no soy comunista, como desde adolescente supe por qué fusilaron a Nikolai Ivanovich Bujarin y por qué a Aleksandr Solzhenitsyn  lo censuraban tanto, entonces le repito, señor Kuczynski, que lo mejor que le puede suceder al Perú es que usted abandone el cargo.
No les crea a los idiotas que le aseguran que lo de la vacancia es un asunto de rojos anacrónicos. No, se­ñor. El 54% de los peruanos quiere que usted deje de atormentar al país con sus dudas aciagas, su autismo político, su incapacidad para señalar el rumbo. Para no hablar, señor, de la vergüenza internacional que producen sus tonterías de perrito faldero de la Casa Blanca. O de los nervios que uno siente cuando lo ve saltando al son de alguna música que sólo sus oídos captan.
Usted ha fracasado. Usted ha traicionado. Usted es un yerro. Tiene la oportunidad de irse dignamente todavía. Aprovéchela.




No hay comentarios: