sábado, 30 de agosto de 2014

POLÍTICA NACIONAL

LECTURAS INTERESANTES Nº 627
LIMA PERU            30 AGOSTO 2014
Escrito por: JOSE ALEJANDRO GODOY en Desde el Tercer Piso http://www.desdeeltercerpiso.com/. 24 AGO 2014
Ayer apareció la más reciente edición de la revista Poder con una bomba: una investigación de Oscar Castilla con la colaboración de Carlos Neyra y Daniel Yovera puso al descubierto una nueva arista del caso Comunicore: Su vinculación con el lavado de activos del narcotráfico..
Vayamos por partes. Esta investigación comienza en diciembre de 2009, cuando Yovera reveló ante el público un hecho desconocido: en septiembre de 2005, la Municipalidad Metropolitana de Lima, bajo la gestión de Luis Castañeda Lossio, se había comprometido a pagar una deuda de 35 millones de soles a Relima, la empresa encargada de la limpieza de la ciudad, en el plazo de 10 años.
Poco después que se terminara de formalizar las condiciones del pago, el 20 de diciembre de 2005, la empresa Comunicaciones Corporativas y Representaciones S.A. (Comunicorecompró la deuda a Relima por 14.5 millones de soles. En enero de 2006, la Municipalidad pagó en una sola armada la deuda original de 35 millones de soles a Comunicore. Luego de ello, la empresa desapareció del mapa.
La investigación de Yovera, que continuó en las semanas siguientes, así como indicios proporcionados por otros medios, indicaron otros hechos que apuntaban a que nos encontrábamos ante una operación bastante complicada e irregular: la transformación de Comunicore en otra empresa cuyos directivos eran personas con poca capacidad económica, versiones contradictorias sobre las partidas utilizadas para el pago de la deuda, el retiro sistemático de dinero de la cuenta de Comunicore por ciudadanos de escasos recursos económicos (desconociéndose el destino final del dinero), conversaciones sobre el supuesto rol de Castañeda y contactos de alto nivel de los funciónarios implicados en el caso.
Posteriormente, en 2011, un informe elaborado por una comisión de la MML encabezada por la regidora Marisa Glave aportó tres datos importantes: sobrevaloración de deudas para obtener el dinero suficiente para pagarle a Comunicore, la renovación del contrato con Relima por 10 años y la delegación de funciones por parte de Castañeda a Juan Blest, gerente financiero de la MML en su gestión y uno de sus hombres de confianza en todos los puestos en los que Castañeda ha tenido intervención.
Dos años más tarde, las primeras noticias sobre la posible vinculación de Comunicore con el lavado de activos del narcotráfico aparecieron. En La República, Miguel Gutiérrez señalaba que Alex Montoya Agüero, financista de Comunicore - gracias a Miguel Garro, ex funcionario de Relima que negoció pago de la deuda con la MML - estaba vinculado con el narcotráfico.
La investigación de Poder aporta un elemento central: un informe de la Unidad de Inteligencia Financiera de la SBS que va más allá en las operaciones de Mendoza Agüero.  Sus principales hallazgos son los siguientes:

1. MONTOYA AGUERO Y MIGUEL GARRO ERAN SOCIOS: Según Poder, ambos personajes se conocían desde el colegio, con caminos distintos: uno se dedicaba al cambio de dólares, mientras que el otro pasó a ser gerente de Relima, la empresa que presta el servicio de recojo de basura a la MML.  Pero existía una conexión entre ambos: desde 2004, Montoya era el financista de las empresas de Garro, quien también comenzó a comprar una serie de bienes inmuebles en zonas residenciales de Lima.
Si bien Montoya era, en realidad, el financista, aparecía como empleado de Garro. Por ello es que figuraba como gerente, presidente o apoderado de dichas empresas.

2. LAS CONEXIONES DE LAS EMPRESAS DEL CLAN MONTOYA-GARRO CON LA GENTE DE CASTAÑEDA: El informe de la UIF ubica que, entre 2007 y 2009, Carlos Chávez Málaga, un funcionario de confianza de Castañeda desde sus épocas en el seguro social, fue asesor de CSI Perú Logística S.A., empresa de Garro. Chávez renunció a su cargo cuando estalló el escándalo de Comunicore.
Como si fuera poco, CSI Perú Logística tuvo como apoderado a Guillermo Palacios Dodero, abogado que intervino en el cambio societario en Comunicore y quien también le habría dado asesoría legal a la Municipalidad de Lima. Según UIF, el estudio de Palacios Dodero cobró 916,000 nuevos soles en contratos con la MML y, a la par, era directivo en las empresas del clan Montoya-Garro. El abogado reconoció que Montoya “manejaba la parte administrativa de las empresas de Garro”.
No son los únicos. Como bien señala, en su columna de hoy, Rosas maría Palacios:
Entre la multiplicación de empresas y negocios aparecen nombres interesantes como el del hoy prófugo Martín Belaunde Lossio o el de los hijos de Luis Nava, secretario del presidente García. Los nombres de algunas de estas empresas parecen sacados del inconsciente de los personajes: ¡una se llama Pronto Wash¿Y a quién pertenece? A los parientes de Castañeda, los Belaunde Lossio y su cuñado José Pinillos Broggi (también director de Comunicore)
Como sabemos, Martín Belaúnde Lossio está prófugo de la justicia por sus vínculos en el caso Orellana, en el que también se conecta Solidaridad Nacional, gracias a la alianza que tuvieron con César Álvarez y que tuvo como resultado contar con Heriberto Benítez en filas solidarias hasta hace pocos meses. Como bien recuerdan en el Útero de Marita:
En esta investigación de Daniel Yovera –de hace cuatro años– se revelan sus nexos con Miguel Garro (el dueño de Comunicore y gerente de Relima)En resumen, dice lo siguiente:
  • Por lo menos hasta ese momento, Miguel Garro fue socio –en tres empresas– de Arturo Belaúnde, primo político de Castañeda y papá de Martín.
  • Según Henry Brachowicz, ex gerente general de Comunicore, Garro apoyó económicamente a Humala a través de Arturo Belaunde.
  • Garro y Martín Belaunde coincidieron en el directorio de Centros Capilares S.A. Sí, esa empresa que pagó 50 mil dólares a Nadine Heredia.
  • Martín Belaunde alquiló un inmueble donde funcionaba un diario de su propiedad. Sin embargo, está registrado a nombre de Garro. Además, fue el local donde tres pobladores de Comas firmaron “papeles en blanco y de esa manera ‘cambiaron’ el directorio de la empresa”.
  • A esta buena relación podemos agregarle que el Presidente Regional de Pasco, que se encuentra detenido por actos de corrupción, buscaba la reelección por Solidaridad..
3. EL “NEGOCIO PERSONAL CON COMUNICORE” Y EL DATO DE DENTRO: El dato más fuerte es proporcionado por Odilón Gaspar, gerente brasileño de Relima. En su declaración, confesó que él y Garro organizaron la operación de pago, pero con la información proporcionada por Juan Blest, gerente financiero de la MML y que, como ya hemos mencionado, es una persona de total confianza de Castañeda. El dato clave era que la Municipalidad estaba dispuesta a pagar todo en una sola armada. “Entonces vimos la oportunidad de un negocio personal”, indicó Gaspar Amado.
Curiosamente, la gente de Solidaridad Nacional intentó en 2010, hacer aparecer la declaración de Gaspar Amado como una suerte de exculpación de Castañeda. Omitían, claro está, el hecho que la información proporcionada por Blest era la clave para la formación de la empresa. Y también que, como ha encontrado DTP, Juan Blest fue militante de Solidaridad Nacional entre 2004 y 2010.
Peor aún, como encontró Yovera hace algunos años, sí hubo pagos a los gerentes de Relima
Perú.21 cuenta con documentos que acreditan que uno de los primeros beneficiados fue el brasileño Odilón Gaspar Amado Jr., quien fuera en esa época gerente general de Relima. El 11 de abril, el presidente del directorio de Comunicore, Rafael Ruiz Contreras, dispuso que el Banco de Crédito le transfiera a Gaspar US$100,000 a su cuenta del Citibank, en Estados Unidos. El total en soles, al tipo de cambio de la época (S/.3,46 soles por dólar), Gaspar recibió S/.346,000.
Pero no fue el único brasileño beneficiado. El 2 y 17 de marzo de ese año, Comunicore ya había hecho dos transferencias, vía Banco Continental, a la cuenta de Maurilio Da Motta Filho en el Citibank de New York, por US$20,000 y US$40,000, respectivamente. Luego, el 11 de abril, esta vez vía Banco de Crédito, la empresa le transfirió a la misma cuenta US$25,000 más. En total, US$85,000. En moneda nacional, S/.294,100.
El otro gerente de Relima beneficiado con estos pagos fue Garro. Su empresa, Corporación MGB, recibió, por lo menos en dos ocasiones, pagos por S/.155,250 (10 de enero) y US$20,000 (16 de enero), en soles S/.224,450.
Es decir, entre los tres gerentes de Relima –hasta donde Perú.21 ha documentado– obtuvieron S/.846,450 por pagos personales. Si el acuerdo era entre Comunicore y Relima, ¿por qué sus gerentes recibieron parte del dinero de la deuda en sus cuentas personales? ¿Los directivos actuales de esta firma sabían esto?
Para completar el círculo, Odilón Gaspar reconoció conocer a Montoya y haberlo visto en la sede de Relima. El propio Garro reconoció que los directivos de Comunicore fueron puestos por Montoya.
Según el Catastro Nacional de Peritos de Brasil, Odilón Gaspar es ingeniero químico de profesión, especializado en temas ambientales y vive actualmente en Sao Paulo.

4. EL INFORME QUE NUNCA ENTRÓ AL EXPEDIENTE:
Como bien indica Poder:
La investigación de PODER incide en un tema fundamental: ¿Por qué el informe de la UIF que revela a Álex Montoya como el “cerebro” detrás de Comunicore no fue incluido por el Ministerio Público en la resolución fiscal de octubre de 2012, cuando se buscaba incorporar al narcotraficante en el mismo proceso que se le seguía a Castañeda? En la carpeta fiscal del caso no hay ni siquiera un leve rastro del informe de la UIF, que sin embargo había sido oportunamente enviado a las oficinas de las fiscalías de Crimen Organizado que investigaban a Montoya. Significativamente, el fiscal a cargo de la coordinación de las fiscalías, Mateo Castañeda Segovia, renunció tiempo después al Ministerio Público y volvió a la actividad privada como abogado, figurando nada menos que Luis Castañeda Lossio entre sus principales clientes. Y nada menos que como su defensor en el caso Comunicore.
Un modus operandi común: Carlos Mesía, miembro del TC que sacó a Castañeda del caso Comunicore es hoy el abogado de Carlos Burgos, alcalde de San Juan de Lurigancho que buscará quedarse en carrera electoral mediante un amparo.
Demasiados indicios como para que en Solidaridad Nacional opten por la mudez.

4 COMENTARIOS
http://www.desdeeltercerpiso.com/wp-content/themes/mandigo/images/icons/bullet_toggle_minus.pngEl César dice: El informe la UIF de 2010 que revela en detalle todos estos vínculos y su relación con los altos funcionarios de la Municipalidad de Lima, el entorno íntimo y más antiguo de Castañeda Lossio en la administración pública.
El informe de la UIF fue enviado a Mateo Castañeda, fiscal coordinador, en ese entonces, de las Fiscalías de Crimen Organizado. No se recoge nada de él en la acusación fiscal. Parece que nunca se remitió al expediente. Castañeda salió del Ministerio Público y termino siendo, como se saben y constituye realmente el colmo de los colmos, abogado de Luis Castañeda Lossio para el caso Comunicore.
El caso Comunicore constituye un negocio ilegal contra el Estado. La MML debía a Relima S/. 35,9 millones. Se hace un cronograma para el pago de la deuda en 10 años. Pero como dice Odilón Gaspar, gerente brasileño de Relima, vieron la oportunidad de un “negocio personal” en complicidad con los gerentes de confianza de Castañeda Lossio.
Relima vendió la deuda a un precio mucho menor (lo que en realidad cobró) y luego la MML le pagó el íntegro a Comunicore olvidando el cronograma. Buena parte del dinero salió del sistema bancario en efectivo, que cobraban indigentes reclutados para este fin. De ahí, se repartió. ¿A quiénes? ¿Y qué pasó con los procesados? Hasta ahora, lo de siempre. Nada.
Cabe recordar que el ex fiscal Mateo Castañeda, además de compartir el apellido paterno con Castañeda Lossio y haber sido su abogado en el mismo caso en donde ejerció como fiscal coordinador, postuló a convertirse en fiscal supremo y casi lo consigue si no hubiera sido por la presión de la prensa, la cual destapó el fiasco que se estaba cocinando en el CNM para favorecer a un personaje que no solo carecía de la experiencia y el mérito profesional necesarios para ser candidato, sino que es obvio tampoco cumplía con el requisito de integridad moral para siquiera aspirar al cargo. Dicho sea de paso, el padrino de Mateo Castañeda no fue otro que el afamado vocal aprista César Vega Vega, quien a la misma vez y paralelamente patrocinó a su amigo, Hermano, socio y “compañero” Ángel Romero Díaz (tal y como Carlos Mesía también lo es) para el puesto de vocal supremo. Romero sacó el primer puesto en el examen teórico, hecho que se afirma fue un plagio olímpico y vergonzoso sin precedente alguno.
http://www.desdeeltercerpiso.com/wp-content/themes/mandigo/images/icons/bullet_toggle_minus.pngGustavo dice:. En términos sencillos, se coludieron para desfalcar en 19 millones de soles a la Municipalidad, al menos si es cierto que se debía 16 millones a Relima. Es insostenible financieramente hablando, que una deuda estimada de 10 años que se pague en el primer mes, se le reconozca la totalidad de intereses, ya que no existirían los intereses posteriores a la fecha en que se canceló el 100% de la deuda Obvio que los actores en este escenario son funcionarios de alto nivel de la MML, incluido el Alcalde que debió darle el OK a tremenda transacción y funcionarios de Relima apantallados por una empresa fachada: Comunicore. Con 19 millones cuantas conciencias se habrán comprado…
http://www.desdeeltercerpiso.com/wp-content/themes/mandigo/images/icons/bullet_toggle_minus.pngCarlos Muñoz Ramírez. BUENAS NOCHES MIS MAS PROFUNDOS RESPETOS POR ESTA VALENTÍA DE PONER E MANIFIESTO ES GRAN ESTAFA EN COLUCION CON GENTE QUE ES ELEGIDA POR NOSOTROS Y ENTRAN A SAQUEA LAS ARCAS DE LA MUNICIPALIDAD DE LIMA TODAS LAS EVIDENCIAS ESTÁN NO HAY DUDA QUE EL SR CASTAÑETEADA ESTABA ENTERADO DE TODO ESTA ARGUCIA QUE SE MONTO CON GENTE DE SU CONFIANZA… PARA APROPIARSE CON LA PLATA DE LA COMUNA QUE DEBIERON CUIDAR I DISTRIBUIR EN FORMA ECUÁNIME PARA EL ORNATO CUIDAD.  PERO COMO SIEMPRE ESTAS RATAS GRANDES SE MUEVEN CON LA COMPLICIDAD DEL PODER JUDICIAL, JUECES, ABOGADOS Y HASTA CON GENTE DE ESTE GOBIERNO QUE PRODIGA DIGNIDAD Y HONESTIDAD CON LA SENTENCIA QUE LO EXCLUYE A CASTAÑEDA NO SE PUEDE HACER NADA ES UNA VERGÜENZA QUE VULGARES LADRONES CON TERNO Y CORBATA SE SALGAN CON LA SUYA GRACIAS
http://www.desdeeltercerpiso.com/wp-content/themes/mandigo/images/icons/bullet_toggle_minus.pngHector. Es como cuando estás en­fermo. Para curarte ne­cesitas saber qué mal te aqueja. Y de nada vale que te engañes o te engañen: si tu enfermedad no es adecuadamente diagnostica­da, no podrá curarse y seguirá ahí, dañándote. Pasa lo mismo con las institu­ciones del Estado. Mucho palabreo, mu­cha ceremonia y saludo a la bandera, mucho protocolo con pitos, bombos y platillos pero nadie quiere hablar claro de lo que está pasando con nuestro siste­ma judicial.
No es que haga falta cambiar las leyes. Tampoco es un pro­blema de sueldos, porque los fiscales y jueces en el Perú se encuentran entre los funcio­narios mejor pagados del país. Nada de eso ese cierto o, mejor dicho, la verdad es peor que simplemente eso. El Ministerio Público y el Po­der Judicial en el Perú están atravesados por el cáncer de la corrupción. Esa es la enferme­dad y es grave.
Lo increíble es que sus líde­res, sus cabezas, hacen como si el problema no existiera, no está entre sus prioridades: no quieren hablar de eso y cuan­do lo hacen lo minimizan. “Son casos aislados y el problema es subjetivo y depende de la percepción del remitente”, dicen. “No se pude generalizar”, insisten. Las autoridades judiciales creen que engañándose a sí mismos, nos engañan a nosotros. O como el nefasto vocal César Vega Vega solía decir, “en una denuncia, las pruebas del delito corren por cuenta del denunciante y no del denunciado, quien es absolutamente inocente hasta que se pruebe lo contrario”. Lo que nunca dijo es si las pruebas son manejadas por un fiscal y/o un juez corruptos, estas nunca serán lo suficientemente sólidas para encarcelar a un corrupto como él lo fuera en vida o lo es Luis Castañeda Lossio.


No hay comentarios: