viernes, 31 de octubre de 2014

¿SE ACUERDAN DE ILAVE?

Carlos Meléndez. PERU21 310CT14  

En los recientes comicios de octubre, los ganadores de alcaldías provinciales alcanzaron en promedio un 29% de los votos válidos.
El puntaje más elevado obtenido por un candidato a alcaldía provincial sucedió en Condesuyos (Arequipa), donde el candidato de Arequipa Renace arrasó gracias al apoyo del 57% de adhesiones. En el otro extremo, el ganador menos votado fue Santos Cárdenas Apaza, quien, con apenas un 11%, será alcalde de Ilave (Puno) desde el próximo 1 de enero.
Hace precisamente diez años, Ilave saltó a las portadas de la prensa nacional debido al linchamiento del entonces alcalde Ciro Robles, por presuntas acusaciones de corrupción (que resultaron erradas). Su reemplazo fue seleccionado de entre 11 candidaturas en elecciones especiales, pocos meses después del asesinato. Siempre me sorprendió que, a pesar de la violencia desatada, más de una decena de ilaveños quisiera reemplazarlo. El triunfador en aquellas elecciones excepcionales –un maestro de escuela secundaria nocturna– alcanzó el 23% de los votos. Desde entonces, ninguno de sus sucesores lograría más del 20%.
Pero este año la dispersión y fragmentación del voto (en 16 candidaturas) condujeron a una situación surreal: solo uno de cada diez ilaveños votó por el futuro alcalde. Con un exiguo respaldo, Cárdenas –doctor y magíster en Economía y Gestión, por la Universidad Nacional del Altiplano– afrontará la cultura política de una provincia dominada por el tráfico de bienes ilegales (contrabando y otros) y el pasado conflictivo. Sin organización estable (su movimiento Confía Puno fue solo electoral) ni experiencia sólida (gerente de municipalidades distritales), el futuro para el próximo alcalde de Ilave luce, por lo menos, complicado.
______________________________________

 

No hay comentarios: