miércoles, 21 de septiembre de 2016

CULTURA ANDINA Y PUNEÑA


LECTURAS INTERESANTES Nº 718
LIMA PERU              21 SETIEMBRE 2016
AFIRMACIÓN CULTURAL
DE LA CULTURA ANDINA A LA LUZ DE LA REALIDAD
Prof. Néstor Villasante Paredes
Tomado del libro: “AFIRMACION CULTURAL PUNO”. Autores: Profesores de Ciencias Sociales. Puno, s/f, pp. 34-39
La cultura andina obviamente es parte de todo un proceso de desarrollo de la humanidad, con sus elementos y características propias de desarrollo vinculados al medio geográfico, a lo largo de 13 a 20 mil años aproximadamente (Cueva Piquimachay - Ayacucho). La historia del homo sapiens está cifrado aproximadamente entre 50 y 40 mil años (hombre de Cromagnon de Dordoña Francia), la historia de la hominización se calcula entre 14 y 8 millones de años de antigüedad (Ramapithecus-Siwalik, Pakistán), y ahora si seguimos escudriñando la historia llegaremos hasta la era arcaica o arqueozoica de hace aproximadamente 4 mil millones de años de antigüedad (las primeras formas de vida) desde donde empezaría la historia de la humanidad dentro del contexto de una evolución natural, de tal manera empezaremos descartando las divisiones metafísicas y anticientíficas de la historia.
No es concebible de ninguna manera hablar de historia y prehistoria, puesto de que es una apreciación totalmente ilógica y subjetiva, que algunos historiadores, investigadores o arqueólogos metafísicos han hecho consentir a la humanidad sobre todo occidental de la que somos parte, que la verdadera historia recién empezaría con la escritura, y que todo los hechos anteriores no serían parte de la historia, es decir deberían ser olvidadas, esa concepción es absolutamente atentatoria contra la humanidad, atentatoria contra la memoria histórica y contra las culturas originarias como la del Perú y América.
De tal manera, para explicarnos correctamente y científicamente los hechos de la historia y por ende de la cultura, tenemos que remontarnos a esos miles y millones de años de evolución y desarrollo del hombre, paralelamente entender la cultura como un proceso propio de esa evolución y aprendizaje que seguramente ha tenido que durar miles y millones de años solamente en el proceso de transformación antropomórfica del mono en hombre, durante todo ese periodo de miles y millones años lógicamente se han producido cantidades y calidades de aprendizaje propios de esa cultura primogénito que para su tiempo, realmente eran extraordinarios, de tal manera no podemos concebir ni siquiera como pre historia la etapa anterior del homo sapiens, porque todo ha sido aprendizaje permanente a través de la observación, experimentación, creación, descubrimiento de cosas nuevas y transformando la naturaleza paulatinamente hasta llegar donde estamos físicamente con nuestras características propias de ser humanos que nos diferencia del resto de animales, sin embargo en la parte de la humanización propia del ser humano racional e inteligente, desgraciadamente hemos involucionado y actualmente estamos en un franco proceso de nuestra propia destrucción.
Por otro lado cabe señalar que la historia y la cultura de la humanidad es todo un proceso de cambios cuantitativos y cualitativos a lo largo de toda la historia de la humanidad, con sus propias particularidades en cada espacio geográfico de la tierra, donde el medio geográfico ha sido el factor que ha jugado un papel muy importante y hasta determinante tal vez en la influencia para el desarrollo de la vida humana que a sus inicios el hombre se puso a merced de la naturaleza. Precisamente en estas circunstancias de la vida humana, cuando no supo explicarse científicamente el por qué de la cosas, hechos y fenómenos naturales que se producían en su entorno, comenzó pues a imaginar e inventarse dioses de todo índole para justificar precisamente el origen de estos fenómenos como la lluvia, el trueno, el sol, la luna, la granizada, astros, etc lo que es entendible desde un punto de vista racional, de tal manera en cada lugar de la tierra se han desarrollado diferentes culturas con características propias, con creencias peculiares tales como los egipcios creyeron por ejemplo en la inmortalidad del alma, siendo el culto principal a los astros: Osiris (sol), Horus (sol naciente), Isis (luna), culto a los muertos, a los animales y otros. Los griegos inventaron y crearon también muchos dioses antropomorfos como Zeus (Júpiter), Hera (Juno) esposa de Júpiter, así como dioses de la tierra, de las aguas, dioses del cielo, etc. Y llegando a la cultura hebrea, es allí donde el pueblo hebreo fue el primero de la historia que creyó en un solo dios (monoteísmo) y que no aceptó el culto a varios dioses, su dios único fue Jehová, esa cultura y esa religión es la que precisamente nos impusieron hasta el día de hoy. Los incas (síntesis de la cultura andina) también crearon sus propios dioses como la pachamama, los apus, dios sol, la luna, las huacas, etc.
Entonces aquí podemos ir definiendo de dónde surge el concepto de religión y cuáles fueron sus propósitos desde los inicios de la historia, si bien es cierto que la religión es parte de la cultura de los pueblos y que ha jugado papeles importantes en el comportamiento humano, sin embargo las primeras creencias que tuvieron nuestros ancestros han sido generados en su imaginación por los limitados conocimientos que tuvieron para explicarse la mayor parte de los fenómenos, hoy conforme se conocen las leyes de la naturaleza y los fenómenos desde un punto de vista científico, ya no podemos seguir engañándonos con la misma lógica que tuvieron nuestros antecesores, hoy sabemos que el sol es el centro del sistema planetario solar, hoy ya no ignoramos cómo se produce la lluvia, los truenos y todos los demás componentes de la naturaleza, es decir estamos en condiciones de afirmar muchas verdades, y naturalmente no tan exactas ni absolutas que digamos, pero de lo que estamos seguros, es de que los conocimientos han sido profundizados, de tal manera que, la existencia de dioses es historia del pasado de la humanidad.
Teniendo en cuenta estos indicadores históricos, ahora sí podemos hablar sobre la cultura andina, que es nuestro propósito de análisis, basándonos en la historia escrita, en la que la teoría inmigracionista de Alex Hrilica tendría mayor peso en la línea de los historiadores e investigadores, vale decir que los primeros pobladores de América y el Perú habrían llegado del Asia por el estrecho de Behring durante la glaciación, aunque existen otras teorías escritas y por escribirse. No obstante a ello, lo cierto es que en nuestro territorio se ha desarrollado una cultura milenaria que habría alcanzado grandes niveles de desarrollo económico, social, cultural y científico, especialmente en el terreno de la agricultura, ganadería, cerámica y textilería, quizá sin parangones en su tiempo.
LA CULTURA ANDINA DESDE UN PUNTO DE VISTA ETNICO
A estas alturas de la historia, sería absurdo sostener la existencia de razas puras en el mundo mucho menos en el Perú y América (Abya yala), toda vez de que como dijera Huamán Poma de Ayala, "Por desgracia fueron enviados a estas tierras los más perversos de los animales que son los conquistadores españoles", quienes cometieron las atrocidades más perversas y sanguinarias contra la raza cobriza (incas) que habitaban en estos lugares, hasta el punto de reducirse a un mínimo del 10% en solo 50 años de invasión y colonización española. Además del genocidio y etnocidio contra la raza originaria, los españoles abusaron a diestra y siniestra violando las casarse con la mujeres andinas y amazónicas de la clase noble inca, de ésta manera asegurar la invasión, de tal suerte quienes nos creemos originarios, nativos, andinos o descendiente de los incas, por cierto somos descendientes de ese 10% de la población que logró sobrevivir a la tragedia invasora.
En ese sentido y tomando en cuenta estos detalles, sería poco realista hablar de una raza pura andino y amazónico, pero si podemos identificar los rasgos físicos que caracterizan y diferencian a las personas andino y amazónicos en comparación de las personas blanquiñosas o gringas que dicho sea de paso, jamás han experimentado la vida andina ni mucho menos han convivido con la naturaleza, y por eso muchos de ellos conservan y mantienen su complejo de superioridad y racismo frente a los andinos, no solamente se mantienen a distancia, sino mantienen su odio, desprecio y pretenden mantener la servidumbre y explotación colonizadora, esos rasgos que caracterizan al hombre blanco, desgraciadamente no han desaparecido; tampoco han desaparecido los elementos de la cultura andina y amazónica expresados en un ideario reivindicativo y político.
Los verdaderos andinos y amazónicos de estos tiempos son los pobladores que actualmente viven en las comunidades campesinas enfrentando los rigores de la naturaleza, quienes cultivan sus chacras, crían sus ganados y hablan en su lengua originaria. Diremos también que existen los andinos y amazónicos de segundo nivel, quienes ya no viven permanentemente en el campo, sino, han emigrado a las ciudades dedicados al comercio, a la industria, trabajos eventuales propios de las ciudades y por otro lado profesionales hijos de campesinos muchos de ellos bien acomodados pero que mantienen sus rasgos físicos andinos y amazónicos. Mientras por otro lado existe un sector de la población con rasgos físicos netamente blancas que le sirven para hacer crecer su ego de superioridad, y son quienes precisamente gracias a la acumulación de fortuna que tuvieron sus antepasados criollos españoles, hoy ostentan posiciones sociales y económicas de gran magnitud ocupando cargos importantes en entidades públicos y privadas.
LA CULTURA ANDINA DESDE UN PUNTO DE VISTA SOCIAL
Lastimosamente el hombre andino y amazónico desde la llegada de los invasores españoles, ha sido degradado no solamente en lo social sino en su condición humana, puesto que para estos miserables, el andino no era más que un puerco o un perro de esos que trajeron junto a ellos, de ahí que Bartolomé de las Casas escribiera" Dícese unos a otros: préstame un cuarto de un bellaco de esos, para dar de comer a mis perros hasta que yo mate a otro, como si se prestaran un cuarto de puercos o de carneros", es decir la vida del poblador andino desde el momento de la invasión no valía nada y eran tratados peor que animales.
El drama del pueblo "Abya yala" precisamente inicia con la llegada de las hordas de Cristóbal Colón, un sacerdote judío quienes desembarcan en las islas del Caribe aquel 12 de octubre de 1492 con su tripulación, exterminando a todos los habitantes de aquel territorio caribeño en menos de 50 años, lo mismo ocurrió con los Aztecas y Mayas de centro América asesinados por Hernán Cortés.
Aquí en el Tahuantinsuyo, al igual que en otros territorios invadidos diezmaron a millones de nuestros abuelos de manera terrorífica, violaron a las mujeres, asesinaron a nuestros científicos, ingenieros, matemáticos, estadistas, médicos, astrónomos, filósofos, a nuestros mejores amautas y a nuestras mamacunas como paqus y chamanes sabios andinos, de ésta manera nuestro pueblo originario sufrió terribles y aterradoras crueldades propios de las más perversas especies con formas humanas que han podido existir en el mundo.
Esta masacre genocida ha sido ocultada durante todo este tiempo, los textos escolares que hemos estudiado simplemente han sido manipulados para justificar la invasión con el membrete de conquista o encuentro de dos mundos. Hoy que conocemos la verdad histórica podemos observar con mucha indignación, que las relaciones de marginación, exclusión social y discriminación hacia los pueblos originarios de parte de quienes ostentan el poder, que siguen siendo los descendientes de esa casta miserable que masacró a nuestros hermanos y que por más de 500 años han condenado a nuestros pueblos a la ignorancia, no obstante a ello el hombre andino ha sabido sobrevivir a esta política genocida, etnocida y de exterminio durante más de 500 años.
LA CULTURA ANDINA DESDE UNA VISION FILOSOFICA
Muchos intelectuales consideran que nuestros ancestros que desarrollaron una cultura grandiosa, no han desarrollado el pensamiento filosófico con el argumento simplista de no haber conocido la escritura, sin embargo esta forma de querer entender la filosofía no parece coherente ni correcta, los conceptos occidentales sobran para afirmar o negar hechos, lo cierto es de que en nuestro concepto, la filosofía se entiende como un acto de reflexión permanente sobre la existencia de la naturaleza, el pensamiento y la sociedad, lo que a mi modesta forma de percibir, así como todos por más primitivo que fuere, han creado y recreado cultura y conocimiento, de tal manera no podemos concebir a una sociedad sin cultura ni filosofía, más aún dudar de la filosofía de los pueblos andinos y amazónicos que alcanzaron un alto grado de desarrollo no solamente en lo productivo, sino en la ciencia, en la medicina, tecnología, astronomía, etc. Que lógicamente son el resultado de todo un proceso de desarrollo del pensamiento andino. Lo que si tendríamos que definir o por lo menos tratar de ubicar la filosofía andina dentro del contexto de las dos filosofías más grandes para interpretar y concebir el mundo como es el idealismo y materialismo, creer o no creer en la existencia de un ser superior (Dios), si bien es cierto que todos los pueblos se han desarrollado a partir de explicaciones mitológicas de los hechos y fenómenos de la naturaleza por carecer de mayores conocimientos, en ese contexto nuestros originarios se distinguen de otras culturas por que desarrollaron una forma de religión estrechamente ligado a la naturaleza y a la producción, es decir al margen del tipo de dioses que han podido crear, lo más importante fue el respeto profundo a la naturaleza o pachamama.
Resumiendo mejor, para el hombre andino como diría Máximo Grillo "todo lo existente formaba una unidad. En esa unidad se encontraba formando parte las estrellas, el sol, la luna, el hombre, los árboles, los animales, las montañas, los ríos, las piedras, etc." Todos estos elementos poseen vida y se encuentra en una constante y permanente relación, por eso para mantener una armonía en la relación del hombre con la naturaleza, era necesario un constante diálogo entre todos los miembros de la naturaleza, y su fundamento era la reciprocidad, de tal manera la filosofía andina se sustenta dentro de los principios fundamentalmente de la relacionalidad, reciprocidad y la complementariedad.
LA CULTURA ANDINA DESDE UNA VISIÓN CIENTÍFICA Y TECNOLÓGICA
La geografía de los andes como la ubicación del Perú, por naturaleza es bastante agreste, rudo y montañoso, sin embargo estas condiciones fueron dominados por nuestros antepasados hasta llegar a niveles de desarrollo sorprendentes no solamente en lo productivo, sino en otros conocimientos de la ciencia. Si hubo una producción excedentaria tanto en la agricultura como en la ganadería no ha sido casual ni improvisada o por que la naturaleza les ha sido favorable, más bien todo lo contrario, es así que para alcanzar este nivel de desarrollo, tuvo que crearse conocimiento científico, ejemplo: para la construcción de andenes, irrigaciones, camellones, qochas, construcción de carreteras se debió aplicar un conocimiento de ingeniería avanzada; no solo eso, según Sarmiento de Gamboa, Pachacutec habría convocado a los más sabios y ancianos del imperio incaico para que narraran todos los conocimientos e historia sobre el Tahuantinsuyo y de las culturas anteriores, de tal manera que les hizo pintar en tablones grandes y colocados en las casas del sol lo que se llamaba el Poqen Cancha (biblioteca inca) lógicamente cubiertos de oro y plata que luego fueron destruidos por la horda espantosa. Construyeron también Jardines botánicos y parques zoológicos como se refiere Huamán Poma. Se habla también que en el incanato se realizaron investigaciones genéticas para la reproducción de plantas y animales, adelantándose por siglos a la ingeniería genética de hoy, también habrían construido centros de experimentación genética, compuesto de cuatro embudos (muyus) de andenes en forma de arcos, uno de esos centros se ubicaría en Moray en el Distrito de Maras Urubamba.
Ni que decir de la creación de productos alimenticios de conservación como el chuño y el charqui, aprovechando precisamente el clima frígido de los andes, la selección y domesticación de una variedad de plantas y animales de todo índole, todo ello no es púes producto y resultado de la casualidad, sino más bien es producto de miles de años de observación, experimentación y acumulación de conocimiento sistemático convertido en tecnología propia. Sin embargo a partir de la invasión española esta capacidad creadora y constructora de los andinos han sido interrumpidos y destruídos, y a partir de allí los peruanos ya no podemos crear casi nada, nos hemos convertido en subordinados, dependientes y consumistas de productos y tecnologías creadas en otros lugares del mundo.
LA CULTURA ANDINA VISTA DESDE UNA ÓPTICA IDIOMÁTICA
La Constitución Política del Estado peruano establece que los idiomas oficiales en el Perú son el castellano, el quechua y el aymara respectivamente, no obstante a ello, el quechua y el aymara son simples declaraciones létricas o líricas, pero el idioma castellano que es foráneo goza de todos los privilegios de parte de este Estado a lo que llamaremos Estado Criollo Occidentalizado, vale decir que el quechua y el aymara propios de la cultura andina, siguen siendo postergados en su tratamiento, porque a la clase en el poder político y económico herederos los invasores y colonizadores no les interesa que estas lenguas cobren importancia hasta alcanzar los mismos privilegios que el español, lo que implicaría que estos idiomas originarios tendrían que enseñarse obligatoriamente en las escuelas y colegios de todo el país, solo así estaríamos hablando de equidad, interculturalidad, etc.
LA CULTURA ANDINA DESDE EL PUNTO DE VISTA RELIGIOSO
La religión es otro elemento cultural aterrador que ha jugado un papel preponderante y determinante en el proceso de la colonización y criminalización en contra de la sociedad andina, recordamos lo que dice Huamán Poma de Ayala "en la repartición de indios llamados Andamarca, estuvo a cargo de la iglesia un cura rabioso, abusivo y soberbio, que tenía la costumbre de agarrar a cualquier indio o india por el solo hecho de estar bien peinado o con ropa nueva, desnudarlo con los órganos genitales descubiertos les hacía
azotar, les hacía quemar con mague encendido y después amarrarles de pies y manos en 4 palos para maltratarlos hasta ensangrentar, luego hacerle untar con cebo y terminaba el suplicio haciéndole bañar con orina, sal, ají calientes".
Así era el trato inhumano de estos agentes, no creo que hayan sido de un dios bueno, sino más bien de Satanás, estos curas terroríficos en una mano llevaban la cruz y en la otra la espada para matar indios, es decir nuestro pueblo ha sido sometido a un dios satánico que jamás conocieron y evangelizados a sangre y fuego, los que se negaban eran asesinados cruelmente como lo hicieron con Atahualpa. Si así fue el comportamiento de la religión cristiana desde sus inicios, qué autoridad moral pueden tener hoy para hablar de valores, de bienestar, de solidaridad, etc, Los curas y la iglesia Católica están descalificados totalmente por la historia para hablar de moral y justicia, de que moral, de qué justicia podrían balbucear los curas si la historia les condena por las atrocidades que han cometido contra los indefensos hombres, mujeres, ancianos y niños que mataron junto con Pizarro, Almagro y el cura Valverde, ellos son los culpables del genocidio más grande de la humanidad que se ha producido en tierras americanas. En tanto la religión andina es amor y respeto a la naturaleza, amor y respeto al cosmos, amor y respeto a los animales y plantas, es una religión básicamente equilibrada que busca la armonía entre todos los seres que existen en el cosmos a quienes considera seres vivos, de tal manera entre los seres vivos nos debemos respeto, eso me parece más que una creencia fantasmagórica, una fe en la vida y para la vida.

_______________________

No hay comentarios: